En Vivo - Radio Comas 101.7 Fm ---

PODER JUDICIAL LIBERA A ADOLESCENTE QUE VIOLÓ A SU PRIMA

IMAGEN: WAPA

El adolescente de 13 años, que violó a su primita el último lunes alrededor de las 2 de la tarde en la casa de sus abuelos paternos, fue puesto en libertad por ser menor de edad. El Poder Judicial culminó la sentencia tipificando el delito como infracción.

La Corte Superior de Lima Norte ordenó al responsable a someterse a una evaluación psiquiátrica y psicológica y que sea puesto a disposición de sus padres. "Le han entregado (al menor) a los padres. Pero yo digo, qué clase de padres. Este es un hogar disfuncional, el padre vive separado, la madre no llega a su casa. ¿Quién lo va a cuidar?", se interrogó un familiar.

Según el Ministerio Público, el menor no puede internarse en el Centro Juvenil de Diagnóstico y Rehabilitación de Lima porque tiene 13 años. Por otro lado, la Inspectoría de la PNP ha iniciado las investigaciones para sancionar a los policías que se negaron a atender a la niña.

ACONTECIMIENTO

La niñita de 8 años de edad salió a comprar un caramelo y cuando regresó, su primo la agarró por el brazo, la atrajo hacia él y la empujó al sillón del primer piso del recinto de los abuelos paternos, obligándola a tener relaciones sexuales. La niña gritaba pero nadie la escuchaba.

Minutos después, la progenitora de la niña acudió a la vivienda y observó a su hija ensangrentada en el baño. La pavorosa madre llamó a las autoridades, quienes acudieron al lugar para ayudar a la niñita.

Con un patrullero de la comisaría de la cuarta zona de Collique, llegaron al hospital Sergio Bernales pero le negaron la atención. “No la recibieron. El policía exigió que la atiendan, pero se negaron pese a que mi niña estaba sangrando”, comentó la abuela. Luego de ser ignorada, la llevaron al Centro de Investigación Especial (CIE) PNP, especializado en casos de violencia sexual contra menores; sin embargo, nuevamente fue rechazada, incluso no la dejaron bajar del patrullero.

La familia denunció a la comisaría por no atender el caso de la menor. La Inspectoría General separó de sus cargos a la teniente Angélica Vega Yatance y al sub-brigadier Carlos Cervera Pineda por hacer caso omiso el acontecimiento que recibieron el último lunes.


Redacción: Jonathan Huamán 
Con tecnología de Blogger.